Bolivia (XX): Ni aceptan adelanto de elecciones... ni Mesa dimite

|

He estado metiéndome mucho tiempo con Evo Morales por su posición durante toda la crisis boliviana, pero probablemente haya descuidado el papel de Carlos Mesa en lo que se refiere a comportamientos demagógicos y populistas para defender sus intereses. Hoy voy a hacer todo lo contrario: voy a machacar a Mesa por populista y conceder un elemento positivo al papel de Evo Morales.

Comencemos por lo que ha pasado esta tarde (madrugada en España):

En primer lugar, el congreso, como era de esperar, rechazó el adelantamiento de elecciones por "...por carecer ella de toda base legal y por ser contraria a la Constitución Política del Estado". De ahí cabría deducirse la dimisión del presidente del gobierno, Carlos Mesa, y que fuera el presidente del Senado el que tomara el poder... Pues no.

"No voy a rehuir mi responsabilidad de quedarme como presidente constitucional de la república y voy cumplir con el mandato que tengo a partir de la situación presentada el pasado 17 de octubre (de 2003, cuando asumió el cargo)"

La justificación que da... pues bueno... es una justificación... "no tendría ningún sentido que yo entregue la Presidencia a alguien que no tiene la legitimidad del voto, porque lo importante es la legitimidad del votos de hoy, una sucesión constitucional en esas condiciones no resuelve el problema de legitimidad que planté con transparencia''. Un farol creo que ha sido la actitud de Carlos Mesa con una decisión que a sabiendas sabía que iba a ser rechazada. ¿Frente a qué? Es aquí donde entra el papel de Evo Morales.

Evo Morales será muchas cosas (demagogo, simpatizante de Fidel o antiliberal recalcitrante), pero, por encima de todo, es el representante de un colectivo muy amplio, y este no es, ni mucho menos, menos radical que él. Y no lo digo por este análisis marxista de la situación boliviana, sino por este artículo de fondo de Isaac Bigio publicado en AgenciaPerú...

Radicales indianistas, guevaristas y trotskistas le piden a Evo que acabe su coqueteo con Mesa y que abra paso a un levantamiento popular. Quispe pide una sublevación quechua-aymara que restablezca el Collasuyo y varios sindicalistas llaman a una Asamblea Popular o Cabildos para hacer un poder obrero y campesino paralelo que marche hacia asaltar al Estado.
Si Mesa y Morales no llegan a un acuerdo, Bolivia podría acabar polarizada entre un ejecutivo duro y las posibilidades de una nueva revolución.

Conclusión: Lo peor del caso boliviano es que Evo Morales no es la peor alternativa, sino el tapón a soluciones mucho peores. Sólo cabe preguntarse durante cuanto tiempo, a la par que si algún día no llegará a formar parte de las peores soluciones. En cualquier caso, por el momento está dando tiempo para que la solución se serene.

El artículo completo es excelente, en tanto da a entender los convulsos antecedentes políticos que ha sufrido Bolivia, lo que en el fondo es el porqué la imagen del liberalismo está tan mal vista...

Mesa sabe que se está viniendo un huracán social y teme que el país acabe en caos y desgobierno. El llegó al sillón presidencial en Octubre 2003 cuando otro levantamiento popular (que al igual que esta vez fue gestado en El Alto) obligó al presidente Gonzalo Sánchez de Losada a exiliarse y dejarle la banda a su vicepresidente.
Carlos Mesa no quisiera volver a usar la represión para contener la sublevación callejera. Hace 17 meses la sangre derramada irrigó y no aplacó la ira popular. Las balas disparadas por Sánchez acabaron como un bumerang contra él, al punto que le obligaron a huir del país y a estar acusado penalmente por genocidio.

...además de explicar el ascenso y el éxito de las huelgas...

El actual ascenso de la izquierda boliviana se catapultó gracias a la huelga de la ciudad de Cochabamba quien consiguió que el agua potable dejase de estar en manos de una corporación británica. El Alto ahora se ha levantado pidiendo que el agua potable vuelva a ser administrada públicamente. Esta ciudad es la cuarta en tamaño en Bolivia pero tiene dos características claves. Es la urbe más aymara y pobre, y controla el aeropuerto internacional y las vías férreas y terrestres que conectan a la capital con el resto de departamentos.

Sobre esta entrada

Esta página contiene una sola entrada realizada por Manolo Millón y publicada el 18 de Marzo 2005 10:50 AM.

Bolivia (XIX): Esta tarde se decide sobre convocatoria de elecciones es la entrada anterior en este blog.

Bolivia (XXI): La postura actual de Evo Morales es la entrada siguiente en este blog.

Encontrará los contenidos recientes en la página principal. Consulte los archivos para ver todos los contenidos.

Powered by Movable Type 4.32-es