Comienza la serie: "El liberalismo: ese gran desconocido"

| | Comentarios (2)
Dios no es liberal.gif

En las discusiones relacionadas con la política (tales como la orientación de los partidos, las opciones económicas que estos toman, los derechos que estos conceden a los ciudadanos) se suelen hallar (gracias, Marzo) múltiples conexiones entre unas tendencias políticas y otras. Algunas de ellas están muy bien fundamentadas (la comparación entre fascismo y socialismo en lo que cada uno de estos hacen en la práctica quedó totalmente demostrada en el "Camino de servidumbre" de Hayek, le valió medio Nobel), y otras, como la conexión entre fascismo y liberalismo, no (o, al menos, no les han dado premios Nobel a los que lo han hecho).

Es cierto que se suelen mezclar los nombres de los partidos y su respectiva propaganda con lo que...
a) realmente hacen
b) la teoría dice que se debería hacer...

... dando como resultado cosas tales como que un gobierno que liberaliza sectores económicos sea fascista por ello; que un gobierno social-demócrata no pueda ser liberal (al menos, en otros sectores que no sean el económico); que a un fascista como Pinochet se le pueda añadir el adjetivo de liberal (quizás el único que pueda ponersele sea asesino, ladrón, tirano, sátrapa... insultos a parte); que defender el derecho a los homosexuales no es liberal; que el liberalismo defiende que los ricos, por el derecho de ser ricos, tengan más derechos jurídicos que otra persona;...

Por ello, he decidido tomar la decisión de intentar destripar algunas de las estupideces que se suelen soltar en este tipo de conversaciones. No haré como ya hice con las relaciones internacionales (a partir del artículo "La teoría de las relaciones internacionales: Introducción"), es decir, yendo teoría a teoría, explicándola y criticándola, sino que más bien me centraré en los orígenes del liberalismo, y especialmente en lo que se refiere a los núcleos del liberalismo, a saber:
a) El núcleo moral
b) El núcleo político
c) El núcleo económico...
para, a partir de ahí, hablar de la situación actual.

Porque, por si no lo sabían, el liberalismo no sólo comprende el económico (más conocido y erroneamente llamado como neoliberalismo), sino que también abarca objetos de estudio tales como la moral o los sistemas políticos. ¿A que no lo sabían? No cabe duda de que existe mucho error intelectual en la defensa de estas propuestas, pero permítanme que también hay mucho prejuício interesado para seguir manteniendo esos errores ideológicos.

La conclusión final será divertidísima: La mayoría de la gente es, como mínimo, un 66% por ciento de su ideología... ¡liberal!... incluyendo a aquella gente que más reniega de esa ideología.

Soy consciente de que mi trabajo será simplemente un mero acercamiento, y que probablemente sea incapaz de eliminar muchos de los complejos que todavía existen en referencia a esta ideología (si no lo consigue la gente de liberalismo.org a pesar de su sección de respuestas, pues ya me dirán), muy mejorable por otros liberales con conocimientos más profundos... y errores que un servidor puede cometer, por supuesto. Es por ello por lo que quisiera invitar a los lectores a que aporten todo aquello que estimen oportuno, así como que critiquen lo que les dé la gana. Todo ello será bien recibido.

No creo que sea capaz de añadir algo ya conocido para los liberales (más bien serían ellos los que me aportarían a mí), pero sí lo estimo muy interesante para aquellos que se las dan de socialistas o socialdemócratas renegadores del liberalismo y que, en el fondo, comparten con esa ideología más de lo que se pueden imaginar.

En pocas palabras... ¡Para tí, que eres progre!

2 Commentarios

Milton dijo:

Ánimo, te va a costar un rato convencer al menos a uno...

Yugo dijo:

mucha gente confunde liberalismo con socialismo(vaya una eh?) puesnada, suerte y a ver si descuartizas los estereotipos de que laizquierda "liberal"

Sobre esta entrada

Esta página contiene una sola entrada realizada por Manolo Millón y publicada el 30 de Julio 2004 12:00 AM.

Gracias es la entrada anterior en este blog.

¡Tú, k8r0N! es la entrada siguiente en este blog.

Encontrará los contenidos recientes en la página principal. Consulte los archivos para ver todos los contenidos.

Powered by Movable Type 4.32-es